viernes, 1 de diciembre de 2006

Hotel Bedford, París

En las estancias del Hotel Bedford se conserva incólume el espíritu de París.
Entre sus paredes de hace dos centurias, en sus salones elegantes y algo decadentes, y en el refinamiento y la calma de su pequeño bar, se respira una melancolía suave que se aviva, especialmente en invierno, cuando el visitante sale a la calle y se encuentra con los adoquines siempre húmedos de la Rue d’Arcade, con el aroma que desprenden los mejores croissant del mundo elaborados con primor en la pastelería aledaña o con la presencia poderosa que la imponente iglesia de la Madeleine deja intuir a lo largo de esta zona algo recóndita del centro de la capital francesa.
Por el Hotel Bedford, fundado en 1860 por Monsieur Laumonier, han pasado personalidades como Dom Pedro II, W. E. Gladstone o la emperatriz Eugenia, entre otros muchas, y todas ellas se han dejado seducir por el silencio misterioso que envuelve esta zona de la capital a pesar de hallarse a tan sólo unos metros de los siempre bulliciosos Campos Elíseos, por el olor a comida recién hecha que como decía Ernest Hemingway siempre empapa París o por el sentir hermoso que la gran arquitectura parisina del siglo XIX dirige a los paseantes en cualquiera de las múltiples calles que rodean al hotel.
La nostalgia de París se regodea en las farolas art-decó tenuemente encendidas, en la bruma, en los puentes siempre húmedos sobre el río Sena, en la música lejana de un acordeón, en el gesto elegante de un pintor callejero o en las construcciones grises y magníficas que jalonan el centro de la ciudad. Todas estas impresiones, y muchas más, inundan al visitante cuando entra en el Hotel Bedford pero, sobre todo, bañarán al viajero cuando, muchos meses después, recuerde intensamente y con melancolía el tiempo mucho o poco que pasó en la que, por casi todo, aún es y será siempre una de las grandes capitales del mundo.
www.gonzalez-zorrilla.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...