miércoles, 7 de febrero de 2007

“Los suicidas del fin del mundo”, de Leila Guerriero


“Los suicidas del fin del mundo” (Ed. Tusquets), el libro reportaje de la periodista Leila Guerriero sobre los múltiples suicidios de jóvenes ocurridos en la localidad de Las Heras, situada en el desértico sur argentino, es un ejercicio de literatura de gran calidad y de extraordinario periodismo pero, sobre todo, es un testimonio demoledor de cómo algunas sociedades, por razones de la más variada tipología, se vuelven inmunes al dolor de sus ciudadanos, ciegas y sordas ante la atrocidad cercana, y se convierten en eriales éticos en los que cualquier barbarie puede producirse y, lo que es peor, aceptarse. El testimonio de Leila Guerriero, periodista del diario “La Nación” de Buenos Aires”, es estremecedor porque describe, con la precisión milemétrica y atroz de un gran cirujano social, el demoledor ambiente colectivo que durante varios años rodeó a la muerte autoinfligida de una veintena de jóvenes del municipio de Las Heras pero, además, “Los suicidas del fin del mundo” es un relato perturbador y espeluznante porque acerca la lupa del mejor periodismo a los silencios de los vecinos de Las Heras, porque incide en la dramática situación de anomia social que llevó a que prácticamente nadie en el resto del país se enterara de lo que estaba pasando en este pequeño municipio argentino y porque demuestra que, en determinadas circunstancias y ante determinadas situaciones, una comunidad es capaz de todo, hasta de amordazar la muerte de muchos de sus hijos, con tal de seguir adelante y de continuar viviendo, sobreviviendo, como si todo no se estuviera desmoronando a su alrededor.
Pregunta para el debate para los lectores vascos del libro: ¿a qué les recuerda todo esto?.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...